¿Cómo solicitar la condición de refugiado?

Chile posee un organismo encargado de proteger y entregar asistencia a las personas refugiadas y a los solicitantes de asilo. Este es el Departamento de Extranjería y Migración (DEM), el cual posee una unidad denominada “Sección de Refugio y Reasentamiento”. Esta unidad revisa y atiende todo lo concerniente a los refugiados y a los solicitantes de dicha condición.

Si tu intención es solicitar la condición de refugiado en el país austral, este artículo te permitirá tener una visión completa de todo el proceso. Además, obtendrás información que te será útil a lo largo de toda la tramitación.

¿A quiénes se considera refugiados?

Un refugiado es aquella persona que se ha visto obligada a abandonar su país de residencia habitual debido a sufrir persecución. Esta persecución puede ser motivada por su religión, raza, opinión política, nacionalidad o por pertenecer a determinado grupo social. Debido a sus temores fundados no puede o no quiere acogerse a la protección de su país.

También se considera refugiada aquella persona que huyó de su país porque su vida, seguridad o libertad corren peligro por graves perturbaciones del orden público. Tales perturbaciones pueden deberse a: violencia generalizada, agresión extranjera, conflictos internos, violación masiva de los derechos humanos, entre otros.

Una persona pudo haber salido de su país sin temer por su vida o seguridad y posteriormente ocurren acontecimientos que le hacen cambiar su percepción. Llegando a considerar que debido a esto su vida, seguridad o libertad están en riesgo y por ello no puede regresar a su país. Esta situación lo ha llevado a convertirse en un refugiado.

Si consideras que te encuentras en alguna de estas situaciones, puedes solicitar el reconocimiento de tu condición de refugiado. Para obtener la protección del Estado chileno, no es suficiente con reunir los requisitos de un refugiado, hay que lograr el reconocimiento de tal condición. Si vas a solicitar dicho reconocimiento, este es el procedimiento a seguir.

Donde presento la solicitud

La solicitud puedes formularla en la frontera o dentro del territorio del país. Si te encuentras en Santiago podrás presentar tu solicitud en la Sección de Refugio y Reasentamiento del Departamento de Extranjería y Migración. Si estás fuera de la capital debes dirigirte al Departamento de Extranjería de las Gobernaciones provinciales.

También puedes hacer la solicitud ante la autoridad migratoria que se encuentre en puestos fronterizos, puertos o aeropuertos. Estos funcionarios están en la obligación de autorizar tu ingreso al territorio nacional y proveerte la documentación necesaria.

Posteriormente recibirás en tu domicilio una citación por escrito para una entrevista individual con funcionarios de la Sección de Refugio y Reasentamiento del DEM. En la entrevista, deberás explicar las razones de tu solicitud y podrás aportar toda la información que dispongas para explicar tu caso. Al formalizar tu solicitud, debes hacer lo siguiente:

  • Recibirás de parte de los funcionarios un formulario de formalización, el cual debes completar.
  • Deberás presentar un documento de identidad (pasaporte, cédula u otro) y alguna documentación o información que sirva de soporte a tu solicitud. Si no te es posibles presentar esta documentación, entonces tendrás que explicar el motivo.
  • Durante la entrevista deberás fundamentar tu petición de refugio. Ante el funcionario podrás explicar las razones que te llevaron a abandonar tu país de origen y el por qué no puedes retornar a él.
  • Deberás fijar un domicilio e informar a la autoridad competente. Durante el trámite, debes informar los cambios de domicilio, en un plazo de quince días.

Derechos y deberes de los solicitantes durante el proceso

Mientras llevas a cabo el procedimiento para obtener el reconocimiento de la condición de refugiado se te garantizará tu estadía en el país. Para ello te será entregada una visa temporaria por 8 meses prorrogables por periodos iguales. También recibirás una cédula de identidad para extranjeros por el Servicio de Registro Civil e Identificación.

Al ejercer este derecho universal obtienes ciertos beneficios, pero también adquieres responsabilidades ante el estado chileno y sus autoridades. A continuación, consideramos algunos de ellos.

Como solicitante tienes derecho a:

  • Que tu solicitud sea considerada siguiendo el procedimiento establecido por la ley.
  • Ser entrevistado al menos una vez por un funcionario especializado de la Sección Refugio y Reasentamiento del Departamento de Extranjería y Migración.
  • Escoger el sexo de la persona que realizará la entrevista
  • Que cada miembro del grupo familiar sea entrevistado por separado.
  • Contar con la asistencia de un intérprete calificado durante las entrevistas.
  • Solicitar apoyo social y psicológico en caso de haber sido víctima de violencia sexual o violencia de género.
  • Acceder a los sistemas públicos de salud, educación, y a trabajar legalmente.
  • No ser discriminados por ninguna razón.

El solicitante está obligado a:

  • Respetar la Constitución y las leyes tanto nacionales como locales.
  • Asistir a todas las entrevistas.
  • En la medida de sus posibilidades aportar toda la información y documentación que le sea solicitada. De no poder hacerlo ofrecerá una explicación razonable.
  • Prestar colaboración a las autoridades durante todas las etapas del procedimiento.
  • Informar a las autoridades de cualquier cambio de domicilio.

Después de formalizar tu solicitud

Una vez formalizada tu solicitud, esta será remitida a la Comisión de Reconocimiento de la Condición de Refugiado. Aquí serán revisados tus antecedentes y podrán solicitarte más información. Una vez culminada esta etapa, la comisión recomendará al Subsecretario del Interior el reconocimiento o no de tu condición de refugiado. Será este funcionario quien en definitiva determinará el reconocimiento de tu condición de refugiado o el rechazo de tu solicitud.

La resolución del Subsecretario del Interior tiene solo dos posibles opciones; dar reconocimiento a tu condición de refugiado o denegar tu solicitud. Dependiendo de cuál sea esta decisión se derivan una serie de acciones, veámoslas por separado:

Se reconoce la condición de refugiado

  • Se te entregará un permiso de residencia permanente y un documento de identidad para extranjeros. También tendrás derecho a obtener un documento de viaje que te permita salir y reingresar al territorio nacional.
  • Transcurridos cinco (5) años viviendo en Chile con residencia permanente, podrás obtener la nacionalidad chilena.

Si tu solicitud es denegada

En caso de que no se te reconozca la condición de refugiado, te quedan solo tres opciones posibles, de las cuales tendrás que decidirte por una de ellas:

  • Si no estás de acuerdo con la decisión existe la posibilidad de impugnarla, presentando recursos administrativos y judiciales. Esto debes hacerlo dentro del plazo de cinco (5) días siguientes desde que te notificaron de la resolución.
  • Puedes optar por no impugnar la decisión y solicitar un permiso de residencia que resulte aplicable a tu situación.
  • Optar por abandonar el país.

Consideraciones generales

Hay algunas consideraciones muy importantes que debes tener presente, ya que el conocerlas evitará que tus derechos sean vulnerados. A continuación, tendrás las más resaltantes:

  • Es deber del Estado chileno permitir el ingreso a todo aquel que dice ser refugiado o quien llega buscando protección. Si se te niega este derecho puedes ponerte en contacto con la Oficina del Alto Comisionado de Naciones Unidas para los Refugiados (ACNUR).
  • No contar con documentos que acrediten tu identidad no es impedimento para hacer tu solicitud.
  • Las personas que ingresan a Chile de manera irregular tienen un plazo de 10 días para solicitar el reconocimiento de la condición de refugiado.
  • Quienes ingresan a Chile como turistas pueden solicitar el reconocimiento de la condición de refugiado en cualquier momento.
  • Los solicitantes de la condición de refugiado no podrán ser expulsadas a su país de origen.
  • El trámite es personal, gratuito, confidencial y generalmente dura más de un año. No necesitas intermediarios.
  • Durante el proceso obtienes una visa de residente temporario, con este tipo de visado tendrás derecho a:
  • Transitar libremente por todo el país.
  • Podrás fijar tu domicilio.
  • Acceder a todos los servicios públicos de salud y educación.
  • Podrás trabajar legalmente, de acuerdo con las normas laborales vigentes.

El solicitar la condición de refugiado y encontrar protección en otro Estado es un derecho universal, no obstante, cada país establece sus procedimientos. Nuestra finalidad es orientarte en este tipo de circunstancias, por eso queremos invitarte a que sigas visitando nuestro blog.

Deja un comentario